viernes, noviembre 17, 2006

STARS OF EDEN, EL REGRESO DE JUAN LOPEZ FIGUEROA



JUAN LOPEZ FIGUEROA

Nací en un pueblo de Córdoba en 1968, donde aún resido. Conocí la papiroflexia en la escuela a los once años de edad. Nos enseñaron media docena de figuras tradicionales que memoricé. Al cabo de unos años era todo un experto: sabía plegar de memoria una veintena de figuras tradicionales, más que ninguna otra persona que yo conociera. No tenía ningún libro de papiroflexia porque no había encontrado ninguno que me interesara.

En 1991, un compañero del piso de estudiantes (hice psicología) me prestó un libro: Papiroflexia, de Eduardo Clemente. A los dos meses, ya tenía 12 libros dedicados al doblado del papel. Estaba totalmente enganchado. En 1993 me hice socio de la A.E.P, un socio bastante activo, por cierto. En 1995 asistí a mi primera convención, en Francia. Luego vinieron varias convenciones más en el Hogar Canario de Madrid, una convención en Zaragoza y la convención de Nueva York en 2000.

Alrededor de 2001 ó 2002 dejé de plegar casi por completo. Después de diez años siendo la papiroflexia mi primera afición, me cansé y me dediqué a aficiones menos productivas, dejando de lado este mundillo.


Pero estoy escribiendo esta cosa porque he vuelto: Hace cuatro meses, pliego unas pocas figuras para unas amigas (hi Eden, hi Erin).

Luego descubro que Deviantart (http://www.deviantart.com) tiene una sección de origami. Me creo una cuenta allá http://figuer.deviantart.com/gallery (¡VISÍTALA!) y antes de darme cuenta estoy plegando de nuevo a diario. Y me invento unas estrellitas.

Empecé a crear desde el principio. Antes de tener mi primer libro de papiroflexia ya había creado algún modelo (mi “mesa de campo” es de 1984). En la actualidad tengo creados más de cien modelos de los cuales se han publicado cuarenta y tantos, repartidos entre una decena de países. Vicente Palacios ha incluido algunos de mis modelos en tres de sus últimos libros. 

También puedes encontrar algunos de mis desarrollos en la web de la A.E.P. No tengo publicado más porque no tengo nada más diagramado: No sé dibujar. Si supiera, me habría planteado seriamente intentar publicar un libro.

He inventado tanto figuras geométricas como animalitos; pero prefiero los animalitos. Casi todos mis modelos son de dificultad media, porque no sé inventar figuras más difíciles. Hace diez años inventé una base propia nada convencional a la que saqué bastante provecho: una docena de figuras, destacando un elefante, un gato, un caballo y un ratón. El ratón está sin diagramar. Alguien de cuyo nombre no quiero acordarme empezó a diagramarlo hace 3 años y aún no lo ha terminado y eso que a ese alguien le encanta mi ratón.

Me gusta plegar de todo; pero me gustan sobre todo los modelos bonitos, con encanto. No tengo paciencia para plegar modulares de más de 20 piezas. Y todo lo que pliego lo regalo; pero no a cualquiera, ¿eh? Y odio que alguien me pida figuras para regalárselas a un tercero.

Hace nueve años apareció un articulito sobre mí en la sección ¿Quién es quien? de Pajarita. Allá describí mi método de creación de figuras. Copio y pego lo que dije allá porque mi “método” no ha cambiado nada.

“En un momento de extremo aburrimiento, cojo un papelito. Parto de una base tradicional, una base propia o un papel en blanco (más o menos). Al comienzo, mis pliegues son geométricos, (en ocasiones y de forma totalmente azarosa, aboco a un modelo totalmente geométrico). Muy raramente, esos primeros pasos geométricos me sugieren la base para el modelo, por ejemplo un animal cuadrúpedo sin concretar. Empiezo a darle vueltas al papel.


Mas raramente aún, veo en esa base un animal en concreto. Entonces me hago una imagen mental de la forma de ese animal. En ese momento, abandono todo comedimiento geométrico y me lanzo desenfrenadamente a hacer coincidir por las buenas o por las malas mi papel con esa representación mental. En esta etapa, se diría que modelo o moldeo el papel.

La masa casi informe y arrugada de papel que tengo entre las manos puede convertirse en mi nuevo modelo. Ahora solo queda pasarlo a limpio. Es decir, repetir el modelo, fijar los pliegues arbitrarios y darle el acabado final. Todo esto, es la descripción de un parto feliz. En otras ocasiones, las más, aboco a un “gurruño” de papel. Yo llamo a mi método, el método del “buen tun tun”.

Lo que si es cierto, es que con el paso de los años mis modelos han ido ganando en calidad y en dificultad.”No soy un creador muy bueno. Nunca lo he sido ni nunca lo seré. Sé de lo que hablo porque he conocido a creadores muy buenos y me falta su genialidad. Soy sólo un creador del montón. Eso sí, incluso los creadores del montón somos bastante escasos y he llegado a inventar algunos modelos muy buenos.


LAS ESTRELLAS DE EDEN.



La idea:

La idea para estas estrellas surgió al leer una entrada antigua del blog de Román Díaz.
http://dosisdiaria.blogspot.com/2006/02/origami-que-gira.html

Román mostraba un crease patern de una base a la que llamó "semi-blintz rotado". Él había llegado a la conclusión de que era inútil para diseñar animales, aunque había logrado inventar un dardo usando dicha base.


Durante esos días yo estaba inventando nuevas variantes de mi estrella "Arabesco" y me di cuenta de que podía trasladar muchos de los procesos del arabesco a ese semi-blintz rotado. Eso significaba que no sólo podía obtener una nueva estrella sino al menos una docena.






Para mi sorpresa, la base de la estrella de Eden resultó ser mucho más versátil que la de la estrella arabesco y día a día he ido obteniendo nuevas variantes. A día de hoy he obtenido 83 de estas estrellas y espero llegar a las 100, sin repetirme mucho y manteniendo la calidad media.




El nombre:


Hace unos meses, en una conversación casual, le prometí a mi amiga Eden que le pondría su nombre a la siguiente estrella de papel que inventase. Era una promesa un tanto vacía, puesto que, exceptuando algunas variantes, no había inventado una estrella nueva en años.



Así que cuando inventé las primeras estrellas de esta serie decidí no ser tacaño y ponerle su nombre a la serie completa. Curiosamente, Eden vive en Calgary, la misma ciudad que Román.



Mis recuerdos.

No recuerdo el año que conocí a Juan, pero siempre lo recuerdo allí, Juan de Hornachuelos, un psicólogo de Córdoba.

Poco a poco, los papirolocos de España, comenzaban a hablar de él, sus figuras comenzaban a ser conocidas, aunque era reacio a salir de su reducto, lo conocí en persona en una Asamblea en Madrid, años después volvimos a coincidir en una Convención en Zaragoza, ya estaba rodeado por la aureola de “creador”.

Desde el principio me encantaron sus figuras, y el me fue regalando figuras, la primera que me regalo y aun conservo con cariño, fue una “rana”, muy pequeña y muy verde, pero la figura que mas me gusta es “el ratón”, lo tengo en un lugar destacado de mi vitrina de trofeos, algún dia os hablare de ella, en esa vitrina guardo las figuras que amigos me han regalado (…. no es una indirecta), son una pareja de ratoncitos que han dejado maravillados a muchos amigos míos, incluyendo al mismísimo Brill, que cuando lo vio, inmediatamente me pregunto de quien era.

En 1998, su labor fue premiada, y fueron publicadas sus primeras figuras en el libro “Papiroflexia Selecta” de Vicente Palacios, unas buenas figuras, “la ballenita, el perro rabón, el elefante, el osezno, el perrito, el caballo”, 6 figuras que merecen ser plegadas, unas figuras de un nivel intermedio, con un buen acabado. Mas tarde en el 2002, vieron la luz nuevas figuras en un nuevo libro de V. Palacios, “Papiroflexia Colección”, “el mapache, el brontosauro y el gato” salieron de la oscuridad, unas buenísimas figuras, alta calidad para un nivel intermedio.

Después de esto, la nada, un gran silencio, se quedaron cosas en el tintero, nunca mejor dicho, hasta que hace unos días, volvió a aparecer, y en unos días se ha puesto al dia, y ahora lo habéis podido comprobar.

Sigue así Juan y enhorabuena por este regalo, que parece que no solo es para Edén, y es para todos nosotros, como un presagio de la Navidad.

Gracias Juan.

5 comentarios:

Eric Madrigal dijo...

Estimado Felipe:
Una maravillosa entrada para un genial origamista. Las estrellas están maravillosas y de veras nos sirven para recordarnos la cercanía de la navidad.

Anónimo dijo...

por favor un libro, un disco, en fin... ¡unas instrucciones para poder plegar las estrellas!. Es una lástima no poder disfrutar doblándolas. Por favor...

Carol dijo...

Impressionante a variedade de estrelas que você criou, algumas são bastante diferentes! Lindas!

Marisqs dijo...

Hola lo felicito por su excelente trabajo, me encantaria tener la posibilidad de tener los diagramas, existe un libro que lo pueda comprar, donde,

Soy de Costa Rica, pura vida
Martha

Oqueemeuenosso dijo...

Bonitas estrelas. Parabéns!
Vou tentar fazer.
Se eu conseguir ainda faço um vídeo explicando o arabesco.
Até mais